Siente la tranquilidad de haber tomado en el momento oportuno, la mejor decisión para la educación de tu hijo.

¿Por qué elegirnos?

Nuestros Logros

1
Años de Experiencia
1
Niños entretenidos
1
Familias Felices
1
Días de aprendizaje Activo
junji
reconocimiento
junji2

Testimonios

MACA DEL VALLE

Apoderada entre 2015 - 2016

“Mi experiencia en el Jardín Barquillo, es maravillosa. Tuve la oportunidad de conocer el jardín desde dentro, ya que trabaje apoyando la evaluación psicolaboral de personal .El trabajo  y motivación de su jefatura como de las Educadoras se percibe inmediatamente. La autenticidad de los procesos, transparencia y formación son valores que nos invitan a asociar al jardín como un lugar seguro, de crecimiento y desarrollo de la capacidad de los niños.
Por otro lado, tuve la fortuna de tener a mi hija Maite desde el año 2015 al 2016, proceso por el cual ella demostró estar ciento por ciento a gusto de este espacio educativo. Motivada por en el plano afectivo, como también por el área del aprendizaje”.  
 

carlos barraza copia

Apoderado medio menor 2017

"Elegir un jardín nunca es una tarea fácil. No queríamos tener todo el día a Lucía en una casa con las paredes de colores, donde los niños y niñas se desarrollan en ambientes pequeños y restringidos. No queríamos que jugara en un patio pequeño a un costado de los cilindros de gas y el lavadero de la casa acondicionada como Jardín. No queríamos tenerla en un Jardín donde nos orientaran más sobre el uso del uniforme que sobre el sistema educativo que utilizan. Queríamos que Lucía se desarrollara con libertad, que tuviera los espacios adecuados, los tiempos adecuados, el cuidado necesario y sobre todo, la preocupación que una niña o niño de su edad requiere. 
En Barquillo encontramos todo lo que buscábamos y más, encontramos el sistema HighScope que es lo más cercano a nuestra idea de desarrollo educacional para Lucía, un equipo profesional, cariñoso y preocupado, donde a los chicos se les trata primero con amor. Que Lucía no se quiera ir del Jardín en las tardes y que quiera ir cada mañana nos indica que elegimos bien. Hay cosas que una familia espera de un Jardín Infantil: comprensión, empatía, respeto hacia los chicos, en fin, cosas que no tienen precio, pero que tienen un valor impagable. Eso lo hemos encontrado aquí”.
carolina cortes t

Apoderada de medio menor 2018

Mi hijo es hijo único y el más pequeño de nuestro hogar, por lo que no socializaba con muchos niños e incluso le daban miedo cuando se le acercaban. De ahí nace la necesidad de ingresarlo a un Jardín infantil. Al consultar referencia a amigos/as siempre obtuve: sólo “el Jardín Barquillo , por lo que para evaluar fui a otros primero de los cuales siempre concluí: poco iluminados, colores muy oscuros, sucio, no me da confianza el personal, etc. Así que fuimos al jardín Barquillo y al momento de entrar sentimos confianza, tranquilidad y nos encantó el jardín así que lo matriculamos. Tomás cambió hábitos, se ordenó con la siesta, comida, etc. Y tomamos una mala decisión, lo cambiamos a uno de mayor accesibilidad de nuestro hogar por “x” motivos, fue un gran error, en resumen no dormimos en 2 semanas, lloraba por las noches, no quería estar solo, quería estar solo en casa, todo le daba temor, etc. Y en el jardín me ofrecieron probar reintegrarlo nuevamente de una manera que él volviera a tomar confianza. Y hasta el día de hoy Tomás sigue y seguirá¡ asistiendo al Jardín Barquillo, porque le entregan contención cuando lo necesita (lo que no hacían en el otro jardín), le entregan las herramientas necesarias para que sea autosuficiente, le enseñan y lo guían, lo cuidan con amor y cariño que es lo más importante para un niño, el no sentirse solo cuando los padres no están. Haciendo que el hable de las personas que están con él con cariño y alegría, que cuando no quiero entrar y ve a una de las parvularias o asistentes cambia de opinión queriendo irse con ellas, es una gran tranquilidad y ratifica que el jardín fue la mejor elección.
Gracias a todos por el gran apoyo que nos han entregado
Loreto labran¦âa copia

Apoderada desde 2016

Para nosotros, como familia, el jardín Barquillo simboliza diversos aspectos fundamentales que responden no sólo a la entrega de excelentes estrategias y metodologías didácticas que fomenten en nuestras hijas un aprendizaje autónomo mediante la experiencia directa del juego sino que, esencialmente, nos aporta valores y dedicación permanente que cada día proyectan todos los integrantes de la comunidad educativa, en el proceso de enseñanza y aprendizaje de las niñas.
El primer día que llegué con mi hija mayor, me senté en casa. No hay nada más tranquilizador para una madre o padre saber que sus tesoros más preciados van felices a divertirse y aprender, en un jardín donde las educadoras, principal foco de interacción educativa con los padres, les entregan amor y protección.
paul susuki copia

Apoderada en nivel II ciclo el 2016

Llegamos desde Santiago hace 2 años a vivir a La Serena sin conocer mucho del funcionamiento de la ciudad, pero desde el principio noté que el Jardín Barquillo era muy cercano y cálido tanto con los niños como con sus familias respondiendo todas nuestras dudas y siempre dispuestos a cooperar en nuestro proceso de integración a esta nueva ciudad.
Al pasar el tiempo e ir conociendo el funcionamiento del jardín me di cuenta que era un muy buen complemento y equilibrio de la parte educacional, con material y contenido un poco más allá de lo que me hubiese imaginado lo cual es muy importante en la etapa pre escolar donde los niños comienzan a absorber sus primeros conocimientos  y la parte emocional en donde las Misses y administrativos siempre fueron muy cordiales y de una dulzura además de dedicación increíble con los niños.

Hoy en día que nuestra Jesu ya pasó la etapa de Jardín y está en Pre Kinder recuerdo con mucha nostalgia y cariño al Jardín y cada vez que alguien me pregunta lo recomiendo a ojos cerrados, Jesu y nosotros como familia vivimos una etapa muy feliz, quedamos sorprendidos con todos los conocimientos y habilidades blandas que adquirió siempre con mucho cariño y dedicación...
Gracias Jardín Barquillo!!!